La verdadera Inteligencia es impecable y gesta la Sabiduría.

Impecable. (Del lat. impeccabĭlis). 1. adj. Incapaz de pecar. 2. adj. Exento de tacha.

Significado esencial: “Sin error, sin tropiezo”

*****

La Inteligencia, (inter-legere-nt-ia, cualidad o capacidad para elegir o leer, dentro o entre), es la potencia que permite investigar, discernir, identificar, conocer, entender y comprender la esencia o lo esencial de los seres, las cosas y sus manifestaciones; es la Luz que permite acceder al conocimiento de la Verdad en y de los seres, las cosas y sus manifestaciones.

La verdadera Inteligencia emerge, aumenta, progresa y evoluciona mediante el  autoconocimiento.

Una persona verdaderamente Inteligente es aquella que conoce sus debilidades, pasiones e imperfecciones; las combate, doblega, domina, vence, hasta conseguir eliminarlas o transmutarlas.

La verdadera Inteligencia es inseparable de la Conciencia, es impelida por y hacia los dictados de la Conciencia Una, que actúa en la Conciencia de cada persona acorde a su estado, situación y circunstancias.

La verdadera Inteligencia es inherente a la Sabiduría, merced a la primera se adquiere la segunda. La Sabiduría consiste en la cristalización (adquisición permanente) mediante la experiencia personal del conocimiento adquirido por la inteligencia, y su manifestación mediante la Voluntad en una conducta acertada, recta y virtuosa. La búsqueda de la Verdad es a la Inteligencia, como la adquisición de la Sabiduría es a la Conciencia.

La verdadera Inteligencia es radical, no se conforma con lo externo, escudriña hasta la raíz. Esta radicalidad es siempre torpemente entendida, mal aceptada y/o rechazada por aquellos que solo perciben la apariencia de los seres, las cosas y sus manifestaciones..

A la verdadera Inteligencia, el Mal no consigue engañar, imposible convencer.

Una persona verdaderamente Inteligente no se deja inducir, seducir, ni justificar por razonamientos intelectuales, para no cumplir cabalmente con el deber que le compele su conciencia. Hace lo que debe y no lo que conviene.

La verdadera Inteligencia, no se presta jamás a ser parte o colaboradora de personas u organizaciones que pretenden privilegios, o que menoscaben la dignidad o los derechos humanos, aún de un solo ser humano, y a riesgo de ser objeto de escarnio, agresión, prisión o muerte.

La Inteligencia no es el intelecto, éste es una potencia que nos permite procesar datos y conceptos concretos y abstractos para su intelección: entendimiento; pero la perfecta comprensión sólo es posible mediante la Inteligencia. He ahí el porqué tantos productos del mero intelecto ocasionan quebraderos de cabeza, consecuencias indeseables, daños colaterales, y toda clase de problemas.

Muchos son los que gustan de ser llamados Inteligentes sin serlo, incluso lo reclaman por razón de sus éxitos materiales, en particular los financieros, pretendiendo “vestir” sus argucias y astucias con esta elevada y noble palabra.

Hasta que las personas verdaderamente Inteligentes no sean reconocidas como los líderes que pueden ayudarnos a liberarnos de este mal sueño, continuaremos cayendo en las mismas trampas a las que nos conducen líderes instintivos e intelectuales, corrompidos por el deseo de notoriedad, de riquezas y de poder; por el orgullo, la codicia y la vanidad.

Si la Inteligencia no es impecable, no es Inteligencia.

Haced el ejercicio de recordar el nombre de un líder actual verdaderamente Inteligente, a quien confiárais el futuro de vuestros hijos, y escribid su nombre como comentario al pie.
.

Anuncios
Galería | Esta entrada fue publicada en El Bien y el Mal, En clave de SOL, Globalización, Justicia, Varones y Mujeres., Verdad y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

7 respuestas a La verdadera Inteligencia es impecable y gesta la Sabiduría.

  1. El ser humano verdaderamente inteligente, se cuidad de aplicar en su vida cotidiana, lo que siente en el interior de su noble corazón, porque lo lleva impreso y grabado en su sensible conciencia de lo que está impregnado su espíritu.
    Y llega a ser impecable, porque sabe reconocer que lo aprendido debe germinar y dar su buen fruto para manifestarse en amor.
    Por eso se dejo escrito, qué…
    “Santiago 4: 17  El que sabe hacer el bien y no lo hace, comete pecado.”

    Saludos de un crédulo y optimista

  2. Pingback: A las puertas de un desastre… | La Verdad nos hace libres y da sentido a la vida.

  3. Pingback: El lenguaje de los demonios | La Verdad nos hace libres y da sentido a la vida.

  4. Pingback: La perversión del lenguaje. | Un Mundo para ser el Ser

  5. Pingback: Una Dictadura de Sabios. | La Verdad nos hace libres y da sentido a la vida.

  6. Pingback: Una Dictadura de Sabios. | Un Mundo para ser el Ser

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s