Sólo hay un Camino, el que señala la Conciencia.


” Los distintos Mensajeros que vienen de Lo Alto; Profetas, Avataras, grandes Apóstoles, han querido siempre señalarnos con precisión exacta la rocallosa senda que conduce a la auténtica y legítima felicidad.

Desgraciadamente, las gentes nada quieren con la Sabiduría Divina; han encarcelado a los Maestros, han asesinado a los Avataras, se han bañado con la sangre de los Justos, odian mortalmente todo lo que tenga sabor a divinidad.

Sin embargo todos, como Pilatos, se “lavan las manos”, se creen santos, suponen que marchan por el camino de perfección. No podemos negar el hecho contundente y definitivo de que existen millones de equivocados sinceros que muy honradamente presumen de virtuosos y piensan de sí mismos lo mejor. En el Tártarus viven anacoretas de toda especie, místicos equivocados, sublimes fakires, sacerdotes de muchos cultos, penitentes de toda especie, que todo aceptarían menos la tremenda verdad de que están perdidos y que marchan por el camino de la maldad.

Con justa razón dijo el Gran Kabir Jesús: “De mil que me buscan, uno me encuentra; de mil que me encuentran, uno me sigue; de mil que me siguen, uno es mío”.

El Bhagavad Gita dice textualmente lo siguiente: “Entre miles de hombres, tal vez uno intente llegar a la perfección; entre los que lo intenten, posiblemente, uno logre la perfección; y entre los perfectos, quizá uno me conoce perfectamente”.

Jesús, el Gran Kabir, pone énfasis en la dificultad para entrar en el Reino: “Mas, ¡ay de vosotros, escribas y fariseos, hipócritas!, porque cerráis el Reino de los Cielos delante de los hombres; pues no entráis vosotros, ¡ni dejáis entrar a los que están entrando! ¡Ay de vosotros escribas y fariseos, hipócritas!, porque devoráis las casa de las viudas y como pretexto hacéis largas oraciones, ¡por esto recibiréis mayor condenación!”.

Refiriéndose el Gran Kabir Jesús a tantos falsos apóstoles que andan por ahí, fundando diversas sectas que jamás conducirían a la liberación final, dice: “¡Ay de vosotros, escribas y fariseos, hipócritas, porque recorréis mar y tierra para hacer un prosélito, y una vez hecho, lo hacéis dos veces más hijo del Infierno que vosotros!”.

Lo grave, es que aquellos que están perdidos, los equivocados sinceros, piensan siempre que van muy bien.

¿Cómo hacerles comprender a las gentes que van mal? ¿Cómo hacerles entender que el camino que conduce al Abismo está empedrado de buenas intenciones? ¿En qué forma podría demostrarles a las gentes de conciencia dormida que la secta a la cual pertenecen, o la escuela tenebrosa a la cual se han afiliado, han de conducirlos al Abismo y a la Muerte Segunda?.Es incuestionable que nadie piensa de su secta lo peor; todos están convencidos con las palabras de los ciegos, guías de ciegos.

Ciertamente y en nombre de la verdad, hemos de decir con gran franqueza, que sólo despertando la conciencia podemos ver el camino angosto, estrecho y difícil que conduce a la Luz. ¿Cómo podrían ver la senda aquellos que duermen? ¿Acaso la mente podría descubrir la Verdad?.

Escrito está con palabras de oro en el Gran Libro de la Vida Universal, que la mente no puede reconocer lo que jamás ha conocido. ¿Creéis vosotros acaso que la mente ha conocido alguna vez eso que es Lo Real, la Verdad?.

Es ostensible que el entendimiento va de lo conocido a lo conocido, se mueve dentro de un círculo vicioso y sucede que la Verdad es lo desconocido de instante en instante. La mente puede aceptar o rechazar lo que quiera, creer o dudar, etc., pero jamás podrá conocer Lo Real.

Si observamos cuidadosamente lo que sucede en los distintos rincones del mundo; es ostensible que por doquiera circulan los libros sagrados y ellos sirven de fundamento a muchos cultos religiosos. Sin embargo, ¿quién entiende los conceptos de contenido de esos libros?, ¿quién tiene plena conciencia de lo que en cada versículo está escrito? Las multitudes sólo se limitan a creer o a negar, y eso es todo.

Como prueba de esto que estamos afirmando, veamos cuántas sectas se han formado con los versículos maravillosos de los cuatro Evangelios cristianos.

Sí los devotos tuvieran plena conciencia del crístico Evangelio predicado por el Gran Kabir Jesús, es obvio que no existirían tantas sectas, en verdad sólo habría una sola religión crística de tipo cósmico universal. Sin embargo los creyentes no logran ponerse de acuerdo porque tienen la conciencia dormida; nada saben, nada les consta, nunca ha platicado con un Ángel, jamás han entrado consciente y positivamente en las regiones celestes, andan porque otros andan, comen porque otros comen, dicen lo que otros dicen y así marchan, desde la cuna hasta el sepulcro, con una venda en los ojos.

Desgraciadamente, el tiempo pasa con rapidez que aterra; se acaba el ciclo de existencias humanas y por último, convencidos los devotos de que van por el camino recto, ingresan en la “morada horrible de Plutón”, donde solamente se escucha el llanto y el crujir de dientes.Es necesario saber comprender que es en el centro mismo de este planeta, donde millones de humanoides pasan por esa Muerte Segunda de la que hablara el Apocalipsis de San Juan. Es evidente que la destrucción del Mi mismo, la aniquilación del Ego, la disolución del Si mismo en las regiones sumergidas del Averno, es absolutamente indispensable para la destrucción del mal dentro de cada uno de nosotros.

Obviamente, solo mediante la muerte del Ego se hace posible la liberación de la Esencia; entonces ésta resurge, sale a la luz del sol, para iniciar un nuevo proceso evolutivo dentro de la rueda dolorosa del Samsara.”

Fuente: Sabiduría de la Gnosis.

Anuncios
Galería | Esta entrada fue publicada en Espiritualidad, Sabiduría, Verdad y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s