A Don Gumersindo, el Profesor.

Hoy he asistido al sepelio de una de las cinco personas que han marcado mi vida.

Fué la persona que sembró en mí para siempre, el hambre de saber, la curiosidad por el mundo y todo lo que sus criaturas, humanos y animales, nos ofrecen para gozo del espíritu y reto de la mente.

Entre los asistentes, ex-alumnos rondando la cincuentena y sus más recientes pupilos adolescentes,  mostrando su emoción y reconocimiento a los frutos que en todos hizo germinar su personalidad incomparable.

Se nos ha ido el amigo, el profesor, el guía, el inspirador,…., nos ha dejado Don Gumersindo Pellitero Santos, “El Pelli”.

Su cuerpo expiró, pero su espíritu permanecerá siempre entre quienes le conocimos.

¡ Pelli, espero que estés gozando la paz y alegría de quien se ganó el eterno amor discipular de un “ejército de aprendices” al que enseñaste la asignatura más difícil de la vida, ser un verdadero y genuino ser humano!

En su honor los primeros versos del inigualable poema “Coplas a la muerte de su padre”  de Jorge Manrique, que simbolizó el estandarte de sus años de magisterio.

Grupo Amigos de Pellitero en Facebook

Panegírico de Francesc , de la quinta del 63

de Pedro Julián, quinta del 61.

*******************

Recuerde el alma dormida
avive el seso e despierte
contemplando
cómo se pasa la vida,
cómo se viene la muerte
tan callando,
cuán presto se va el placer
cómo, después de acordado,
da dolor;
cómo, a nuestro parecer ,
cualquiera tiempo pasado
fue mejor.

Pues si vemos lo presente
cómo en un punto se es ido
e acabado,
si juzgamos sabiamente,
daremos lo non venido
por pasado.
Non se engañe nadie, no,
pensando que ha de durar
lo que espera
más que duró lo que vio,
pues que todo ha de pasar
por tal manera.

Nuestras vidas son los rios
que van a dar a la mar
que es el morir;
allí van los señoríos
derechos a se acabar
e  consumir;
allí los rios caudales,
allí los otros medianos
e más chicos;
i llegados, son iguales
los que viven por sus manos
e los ricos.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Belleza, En clave de SOL, Sabiduría y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

3 respuestas a A Don Gumersindo, el Profesor.

  1. Francesc dijo:

    Agradecimiento por haberle conocido, agradecimiento por haberle tenido como profesor, maestro, guia, mentor,…., agradecimiento,…..
    Y agradecimiento a todos los que no le olvidais.
    Francesc

  2. pedro dijo:

    Bien, Narciso. Un abrazo desde Cerdanyola.

    • Hola Pedro,
      Aunque todos le recuerdan especialmente por sus clases de literatura, debo refrescaros que su polifacetismo no desmerecía en Ciencias. Yo me acuerdo todavía de la división de las rocas en ígneas, metamórficas y sedimentarias, de las leyes de Mendel, el ADN, los cromosomas, las plantas angiospermas y las gimnospermas, los platelmintos ( gusanos) , la división celular, etc, etc…
      Y todo gracias a la pasión de sus explicaciones y al subrayado de aquellos magníficos libros de Editorial Santillana que no sé por qué diablos no han seguido publicándose.
      Costumbre, la de subrayar, que aplico a todo texto que leo de mi propiedad.
      Recuerdos a la familia

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s